6 maneras de ser más productivo

Cuántas veces te has dicho a ti mismo: “Si tuviera más tiempo, podría…” la verdad es que tienes todo el tiempo que necesitas. Sólo tienes que aprender a utilizarlo de forma más eficiente.

Aquí te traemos 6 ideas para aumentar tu estrategia de productividad.

Comienza con la estrategia de productividad más importante

Antes de llevar a cabo cualquier herramienta de productividad primero debes determinar qué parte del negocio necesitas sistematizar y entregar. Busca la que más te guste:

  • Áreas de tu negocio que consumen mucho tiempo
  • Tareas de asistencia al cliente
  • Áreas de tu negocio donde pierdes más dinero
  • Áreas de tu negocio que te hace sentir como si hubieses trabajado en vano.

Comienza con una herramienta de productividad que se ocupe de las áreas más urgentes, ya sea la programación, la asistencia al cliente, la facturación o todo lo anterior. Adapta una solución para satisfacer esa necesidad con el menor número de herramientas o pasos posibles.

Detén el ciclo sin fin

¿Inicias un curso tras otro, prometiéndote a ti mismo que vas a «dominar» un área de tu negocio que no es relevante? ¿Tienes cursos y libros electrónicos en tu computadora que nunca has completado (o quizás nunca has empezado)?

Estas son grandes pistas sobre tus áreas «débiles», en las que no deberías perder más tiempo. Debes automatizarlas de inmediato.

Aprende a estar atento y en el momento

Si estás haciendo tareas que te hacen perder el tiempo, o pasando horas tratando de modificar un titular, o dejando que el tiempo se te escape en las redes. Es momento de parar.

Realiza comprobaciones frecuentes de la realidad durante el día. Levántate de la computadora y tómate un momento para apreciar el clima exterior, las comodidades de tu oficina, incluso el hecho de que estás vivo y respirando.

Elabora una lista sencilla de las tareas más importantes

No busques perfección

Evita la perfección y el querer cumplir con muchas tareas al mismo tiempo. Mantén tu lista de tareas esenciales simple: No más de tres tareas clave por día. Luego cronometra estas tres cosas al menos por unas pocas semanas.

Después de que haya concluido este experimento comienza a asignar un marco de tiempo a cada tarea, basado en marcos de tiempo reales.

Supervisa tu propio entrenamiento

Invierte en entrenamiento para ti mismo concéntrate en las áreas problemáticas para aumentar tu productividad. Delega responsabilidades en otros y supervisa sus avances de forma regular.

Si aplicas estos 6 consejos el resultado será muy visible. Tendrás mayor productividad y eficiencia. Además, ya no te faltará el tiempo, por el contrario, podría alcanzarte para todo lo que tengas planificado, incluso para tomarte un merecido descanso.